Soy Migrante: entrevista con Yulia Narmansky

04/11/2016
by Asociación Youropía

julia1.Cuéntanos cómo fue tu migración: de dónde a dónde, durante cuánto tiempo, y todo lo que consideres que es importante para conocer tu historia.

Yo viví en Rusia hasta los 30 años cuando me fui a vivir a Israel, había estado allí de visita varias veces, mi madre ya vivía allí porque estaba casada con un israelí. Además, tenía una abuela judía, y por la ley del estado de Israel todos los que tienen descendientes o raíces judías pueden pedir la nacionalidad directamente, solo tienen que demostrar que por la línea materna tienen una pariente, así que me mudé allí porque yo tenía un espíritu un poco aventurero por aquel entonces.  Nos mudamos a Israel, allí nació mi hijo, pero cayó la guerra de turno, y yo vi bastante de cerca el conflicto bélico. En aquellos años mi abuelo que era español (uno de los niños de la guerra civil que se fue a Rusia con 9 años), ya estaba de vuelta en España. Él se había ido con otros 3000 niños (hijos de los republicanos y de los comunistas) de Gijón en el 1937 en barco. Y con 27 años su madre, que no tenía ninguna información de él, por fin lo encontró. Así que después de venir varias veces a visitar a mis abuelos aquí en España y con la situación de la guerra en Israel decidimos venir para aquí.

  1. Como ves, hablamos de migración, intentando unificar la persona emigrante e inmigrante, porque consideramos que hay muchos puntos en común, ¿estás de acuerdo?, ¿cuáles?

Sí, pues claro, porque al final nos une lo mismo, lo que dejamos, vayamos donde vayamos… aunque luego depende de un montón de factores cómo nos encontramos y vivimos en el nuevo lugar, si eres sociable, el nivel de cultura, si dominas el idioma, el grado de profesionalidad, todo es un mundo.

  1. ¿Cuál establecerías como la razón fundamental para haberte ido a vivir a otro lugar diferente?

Me mudé de Israel a España por la situación de conflicto bélico en Israel

  1. ¿Cuáles fueron las mayores dificultades/barreras a las que te enfrentaste al llegar?

No fue la misma experiencia cuando me mudé a Israel porque es un país muy joven y allí eres bienvenido, tienes muchísimas ventajas, te reciben y además ya tienes la nacionalidad. En cambio, en España no hay nada, con mayúsculas NADA, (aunque parezca fatal esto que digo). Yo no hablaba castellano cuando vine, estudié aquí en el Instituto Cervantes, que es el mejor que existe para estudiar el castellano.

Vienes y lo haces todo solo, el trabajo que puedas conseguir, depende de si te ayudan tus familiares o amigos, los trámites de extranjería también dependen de cómo vienes, si vienes como un ilegal, no me puedo imaginar cómo será, pero tiene que existir algún centro, algún tipo de asesoramiento porque no se puede cerrar los ojos ante esto que existe. Yo no encontré asesoramiento cuando llegué. Sé que en la página web del ayuntamiento de Oviedo aparentemente hay algún centro de atención a la inmigración pero es difícil ver que funciona, que hay un enlace, a quien hay que dirigirse, etc.

  1. ¿Ha habido alguna oficina de información, organismo, ONG, etc. que te haya sido de especial ayuda para adaptarte / integrarte / sentirte más cómodo/a?, ¿Qué necesidades han cubierto?

No hubo ninguna ONG que me ayudara a adaptarme.

  1. Durante la migración, ¿hubo cambios en cómo vives aspectos socioculturales y de participación (por ejemplo, participabas más/menos, tomabas más/menos parte de la vida cultural, estabas más/menos tiempo en casa…)?

Yo creo que esta cuestión depende más de la personalidad que del punto en el que vives, claro que también influye si tengo más recursos para moverme por ejemplo a nivel cultural

  1. Si hablamos de tus raíces, ¿cómo te sientes? 100% de tu lugar de procedencia, o un punto indeterminado entre tu país y en el que resides?

Me quedé en un punto en “el nada”, claro que soy rusa, me identifico con mi cultura, no soy española pero somos muy parecidos, no tenemos grandes dificultades para entendernos, no más que yo con otros rusos, pero no me siento muy integrada.

  1. Si tuvieras que destacar un aprendizaje que te hayas llevado de la migración, ¿Cuál sería?

Gracias a todo este trayecto me he vuelto más tolerante y comprensiva con todo.

  1. Si pudieras pedir a la administración española que cambie algo en sus procedimientos, ¿qué propondrías?

El procedimiento para la gente que viene a trabajar es una vía larga y complicada, es una burocracia muy larga, una pérdida de tiempo, es el punto que a mí me interesaría, tiene que ser más ágil para la gente que venimos.

Y con respecto a las elecciones, yo creo que la gente que llevamos aquí tantos años estamos excluidos del proceso, hacemos lo mismo que los españoles, pagamos impuestos participamos, nos tendrían que dejar votar.

  1. Un consejo para las personas que, como tú, están pensando en migrar…

Tienen que estar preparados emocionalmente y moralmente, no será fácil y sin hablar el idioma va a ser todavía más complicado, hay que prepararse con tiempo para poder llevar el peso.

Leave a Comment